Suelto Inspiración para el Cambio

La Huella de Carmela

Escrito el 18/04/11 | En: Belleza, Comunicación Sostenible, Conciencia, Destacados, Inspiración, Reflexión, Sostenible, Valores

Le quiero dedicar este corto a todas las abuelas del mundo que siempre han sabido ser tan sustentables, que ni falta les hizo enterarse.

- gracias María Oliver

Ahora bien, una vez visto el video (que a mi también me conmovió) nos toca la reflexión. Y parece ser que se plantea un debate muy interesante aquí (ver comentarios): Carmela supo ser “sustentable“ en su tiempo y su cultura, pero ¿podría serlo ahora?, ¿qué elección haría Carmela hoy entre lavar la ropa a mano o usar el lavarropas automático? En este punto nos encontramos nosotros hoy en día. Y vos, ¿qué opinás sobre este dilema de conciencia?

Etiquetas:

Hay 7 comentarios:

Pablo (18 de April de 2011)

Mi hermano me hizo un comentario muy acertado que quiero compartir aquí:

“Esta muy bien el video, pero la gran duda es: si esa mujer hubieses nacido en otra epoca y en una ciudad, no haria ni loca nada de lo que tuvo que hacer toda su vida (no fue sustentable por opción).“

A lo que yo le respondí (via mail):

Excelente observación!! claro… ahi está el punto justamente… HOY en día implica una elección y una decisión y un esfuerzo (en nuestros tiempos, nuestra cultura, una gran ciudad) que antaño… se daba casi sin posibilidad de elegir…

sería un muy buen debate el que planteas…

abzo,

Pablo

Dafna (19 de April de 2011)

Lo vi ayer en mi feed eco… y coincido 100% con el planteo de tu hermano! iba a decir exactamente eso…

Creo que ninguno de los que hizo ese video estaría dispuesto a abanicarse en vez de prender el AC un día de mucho calor. Ni lavaría la ropa a mano. Ni dejaría de pedir delivery, ni de usar el teléfono… o sea, siento que es muy hipócrita esa visión, romántica por demás e incumplible.
Estos chicos ecofriendly, cuando sean padres, van a lavar a mano cada pañal de tela de sus bebes o van a usar huggies? uhm? Las chicas van a usar compresas de tela o toallitas Days?
Deberíamos dejar también de ver fotos de otras partes del mundo, porque nunca vamos a ir! (claro, a menos que vayamos en bicicleta o a caballo… vuelos transoceanicos nunca!)

Bah, también es como vos decis, una *desición* pero realmente, me gustaría (por curiosidad) hacer una encuesta entre todos los lectores ecofriendly de suelto y de toda la blogosfera y preguntarles si les parece que van a estar mejor y si estan dispuestos y quieren volver a vivir como Carmela.

…los que levanten la mano emocionados con este video deberían apagar ya la computadora y olvidarse que existe…

Carmela no sabe lo que es youtube…

Dafna (19 de April de 2011)

y agrego algo, con perdón….

Precisamente “las abuelas”, la generación de los ‘20 ‘30 son hijos o quizás nietos de la revolución industrial, gran cambio socio-económico-cultural que nos trajo a la sociedad de consumo actual.
Quizás, probablemente, mientras Carmela era tan sustentable y dejaba mínima huella, su esposo, o quizás su hijo, trabajaba en la ciudad en una fábrica de autos, que se fabricaban con metales extraídos de montañas explotadas sin el mínimo control, sin normas de seguridad para los empleados, ni derechos del trabajador etc.etc.etc. cosa que hoy está cambiando completamente.

Como lo veamos, estamos mucho mejor, o mucho peór… yo prefiero pensar que estamos en un buen camino, avanzando a paso lento, y aprendiendo de los errores, pero cada vez mejor…

Noel (20 de April de 2011)

Pablos y amigos de Pablo,

coincido con Dafna. Me parece que el desafio del siglo XXI es ser sustentables sin perder confort.
Por ejemplo, yo estoy dispuesta a no usar el aire acondicionado, pero no a lavar la ropa a mano. Sí estoy dispuesta a secar la ropa al sol y no usar la secadora (que la podria usar, la tengo en el laundry de mi edificio), pero no estoy dispuesta a reemplazar las toallitas descartables (bastante complicado es ser mujer !!!).
Lo interesante es que el video nos hace reflexionar, ya que sin duda, alguno de los conforts de la vida moderna deberán ser sacrificados. Incluso, en algunos casos, hay muchas ganancias en ser un poco más como Carmela. El video puede ser una invitacion a reflexionar y pensar qué decisión puede tomar cada uno hoy.

Un gustazo cruzarte por acá Dafna!

Pablo (20 de April de 2011)

hola Daf y Noe, que bueno tenerlas a ustedes debatiendo en Suelto! Creo que el debate se pone muy interesante aquí. Desde mi punto de vista no creo que alcance con elegir solo las opciones que nos den confort. Creo que las consecuencias de la era industrial y el capitalismo a ultranza nos está haciendo pagar muy caro el precio del confort.

Me parece que el debate gira más en torno a descubrir que hábitos serían los más CONVENIENTES para no dañar el ecosistema que nos da la vida (el planeta tierra y sus recursos naturales). En tal caso creo que sería interesante una mirada retrospectiva de desandar el camino para ver que nuevas decisiones e innovaciones podemos hacer hoy, aprendiendo del pasado y reentendiendo y resignificando una nueva idea del confort y del lujo sustentable (acá sí coincidimos) que no deje a fuera la variable de que para poder disfrutar de la vida, primero, debemos aprender a preservarla.

besos,

p

Paola López (25 de April de 2011)

Muy interesante el video….que nos enseña no solo sobre el consumo, sino sobre las comunicaciones y sobre el tiempo. Ya nadie tiene tiempo para nada. Ayudar a nuestro medioambiente y ser concientes no cuesta mucho, solo se necesita un poco de voluntad.

Gracias por compartirlo

Liebreblanca (21 de May de 2011)

Pués teniendo lavadora no se porque no se puede usar compresas y pañales de tela, si el trabajo lo hace la maquina. Yo uso compresas de tela hace 5 años y por nada del mundo volveria a las desechables, ¡si hasta son más comodas!

Dejá tu comentario:

* campos requeridos

Registrá un Gravatar para mostrar tu imagen al lado de tu comentario en este y otros blogs.

WordPressCreative CommonsSocialSnack

© Suelto Inspiración para el Cambio 2014 | RSS Contenidos | RSS Comentarios. Funcionando gracias a Wordpress.
Producido por SocialSnack. Identidad visual: El Barco Group.